Nueva York, EE.UU.- El púgil dominicano Carlos Adames, apodado (El Caballo Bronco),  pasó su primera de fuego en el boxeo internacional al derrotar -por decisión unánime- al mexicano Alejandro Barrera, en un combate montado la noche del sábado en el Madison Square Garden de esta ciudad.

 

EL combate del criollo y el mexicano formó parte de la cartelera en la que Vasyl Lomachenko, de Ucrania, y el venezolano Jorge Linares protagonizaron la pelea principal.

 

Adames, con efectivas combinaciones (de izquierda y derecha) y con un buen manejo del recto corto, dominó los primeros cinco asaltos del pleito pactado a diez en una división intermedia (150 libras).

 

Parecía que el criollo iba a noquear al mexicano en el quinto round. En ese asalto conectó con potencia su mano derecha en recto y la combinó con elegante gancho de izquierda.

 

Esa combinación hizo tambalear  a Barrera quien se vio en serios apuros, pero pudo recuperarse al buscar auxilio en las cuerdas.

 

En los rounds sexto, séptimo y octavo Barrera logró conectar los más efectivos puños. Adames, quien varias veces cambió de guardia (de derecha a zurda), tuvo algunos problemas con su defensa. Además dio muestra de cansancio.

 

Esa situación fue aprovechada por el mexicano que pegó con  autoridad su mano derecha en recto…no paró en lanzar golpes que llegaban limpios a la anatomía de El Caballo Bronco Adames.

 

Sin embargo, en los dos últimos rounds (ocho y nueve), el dominicano, con más decisión y con un “segundo aire”, tomó pleno control de la pelea …conectó varias veces sus puños a la cara del mexicano que terminó con su rostro rojo.

 

En el décimo y último asalto Adames prosiguió con su bestial ataque. En varias ocasiones llevó hacia las cuerdas a Barrera quien buscaba desesperadamente evitar la ofensiva del quisqueyano, pero sin poderlo evitar.

 

Adames, con esta clara victoria, mejoró su foja profesional en14-0 con 11 triunfos por nocaut. Pero lo más importante, de acuerdo con expertos, es que “pasó la prueba que tenía que pasar a nivel del exigente pugilismo mundial”.

 

El joven peleador quisqueyano, que pertenece a la empresa del veterano promotor Bob Arum, se perfila como un estelarista en las carteleras que presenten en Nueva York y en otros escenarios boxísticos de Estados Unidos.

 

En su anterior pelea, celebrada en un hotel de Santo Domingo, Adames salió airoso, también por decisión unánime, ante Carlos Molina, un excampeón del mundo.

 

Fuente: El Caribe

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here